Image Image Image Image Image
Scroll to Top

To Top

sano archivos | Blog Bioselecta

28

Jul
2015

No Comments

In Sin categoría

By bs_admin

La importancia de producir con pasión

On 28, Jul 2015 | No Comments | In Sin categoría | By bs_admin

Cuando oímos hablar del campo, desde el aspecto del urbanita, suena como muy bucólico. En realidad, vivir y trabajar en la naturaleza, conlleva una satisfacción difícil de alcanzar en la ciudad. Por otra parte, ya todos sabemos que el campo es duro, la naturaleza tiene un lado difícil de soportar, salvo con experiencia y pasión. Estas son las herramientas con las que normalmente trabajan los agricultores ecológicos y agricultura biodinámica.

Algunos pensamos que después de alejarnos de la Naturaleza, la Madre de toda la vida en este planeta, desde un ambiente a veces artificial como la ciudad, el individuo comienza a retomar sus orígenes, y empezamos a preguntarnos si nos hemos desconectado de la fuente. Quizás podamos explicar de esta manera la inquietud que existe hoy en día en el turismo rural, rutas verdes, turismo de relax, enoturismo, etc.

Es cuestión de salud mental y física. Después llevar una vida sedentaria, una alimentación no muy sana, es natural que surja la necesidad de una alimentación sana y ecológica, unos hábitos más saludables en general.

vivosano

Tenemos mucho que agradecer a las personas que permanecen en los pueblos para dedicarse a la agricultura, gente que nos alimenta con productos sanos y libres de cualquier veneno para nuestro organismo. Gente que sin esta pasión y autenticidad, sería difícil mantener este tipo de vida. De nuevo, gracias a tod@s.

Tags | , , , , ,

12

Ago
2013

No Comments

In Sin categoría

By bs_admin

Los alimentos bio son más sanos

On 12, Ago 2013 | No Comments | In Sin categoría | By bs_admin

Os dejamos un artículo muy interesante publicado por la Asociación Vida Sana . http://vidasana.org/noticias-vidasana/alimentacion-los-alimentos-bio-son-los-mas-sanos.html y la página: http://www.misrecetasanticancer.com/

El Dr. Thomas Rau y Susan Wyler, en su libro La dieta Detox para cuerpo y mente (El secreto de una óptima salud natural), publicado por RBA/Integral, señalan: “Para que una persona se sienta más vital y pueda curarse y desarrollarse, su entorno interno ha de tener dos propiedades fundamentales: tiene que tener fluidos que fluyan por todo su cuerpo –sangre y fluidos linfáticos- y, además, los fluidos intercelulares que rodean a cada célula tienen que ser ligeramente alcalinos para poder contrarrestar la acidez, que es un subproducto natural del metabolismo celular; y la flora intestinal (bacterias) tiene que mantenerse intacta y sana”. Y añaden: “Sin ese ‘suelo fértil’, tarde o temprano, acaba apareciendo la enfermedad, cuando el equilibrio se rompe y la persona pierde su capacidad de restablecerlo, normalmente como resultado de varios ataques al sistema. Si quiere, podemos llamar a estas ‘fuerzas demoníacas’… ‘carga tóxica’. Muchos problemas físicos y mentales, así como una exposición inconsciente a los materiales tóxicos del entorno, pueden hacer que un cuerpo pierda su equilibrio”. La mayoría de nosotros, sobre todo las personas que no tienen profesiones de alto riesgo, entramos en exposición con productos peligrosos a través de la alimentación. A través de una alimentación insana podemos “perder el equilibrio”.

ALIMENTOS PELIGROSOS
Facua.org informa de que: “Los efectos sobre la salud de las sustancias agrotóxicas son muy diversos, dada la gran variedad de su naturaleza química. Actualmente se sabe que algunos de estos efectos se producen con la exposición a dosis ínfimas. La presencia de plaguicidas en los alimentos, a dosis bajas, se relaciona con alteraciones neurológicas y hormonales, esterilidad, asma, alergias, procesos cancerígenos, etc. Sin embargo, a pesar de esto, se han establecido unos niveles permisibles de estas sustancias en los alimentos que, supuestamente, podemos tolerar en nuestra alimentación diaria. El problema se acentúa ya que estas sustancias se acumulan en nuestro organismo (bioconcentración), pues no somos capaces de destruirlas eficientemente, provocando un efecto dañino permanente, interfiriendo en el normal metabolismo del organismo y dificultando su capacidad curativa”. Además, quién dice cuáles son los criterios para discernir qué sustancias son peligrosas y cuáles no. En cuanto a las dosis, ¿cómo evaluar los “cócteles” que ingerimos cada día, cargados de pesticidas, aditivos, colorantes…? Hoy, los estudios informan de que los niños están muy expuestos a determinados productos químicos en su alimentación, ya que ingieren mucha cantidad en proporción a su masa corporal. Por otro lado, si los estudios de “permisividad” de un alimento o de un pesticida… están elaborados a partir de informes sobre personas adultas, sanas, con sistemas inmunológicos fuertes y desarrollados, ¿entonces qué pasa con los ancianos, los enfermos, los niños, las embarazadas, los convalecientes…?

ANTES DE NACER
Facua.org insiste: “Antes de nacer, incluso, llegan estas sustancias a los fetos vía irrigación sanguínea y procedente de la movilización de grasa que realizan las madres, principalmente en la última fase de la gestación, y, posteriormente, en el periodo de lactancia a través de la leche materna”. Libros como Nuestro futuro robado, clásicos de la literatura medioambiental, señalan que los tóxicos han entrado en la cadena alimentaria desde hace años y que están por todas partes. Es absolutamente imposible reducir la exposición a 0 pero sí es viable, a través de una alimentación ecológica, que no incluye productos químicos, al menos de forma intencionada, reducir esa exposición de una forma muy notoria. De los estudios de entidades internacionales como la Organización Mundial de la Salud se deduce que una gran cantidad de enfermedades actuales tienen que ver con malos hábitos alimentarios y con determinadas formas de dieta. Se constata que, en los países industrializados, los sectores poblacionales más desfavorecidos, que consumen productos alimentarios de menor calidad, padecen más asmas, alergias y todo tipo de enfermedades y patologías. Las pandemias de cáncer, de patologías relacionadas con sistemas inmunológicos muy débiles, de enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer o el Parkinson… están directamente relacionadas con determinadas formas de alimentación y con los productos químicos que se ingieren en los alimentos. Cada vez son mayores las señales de que determinados alimentos son cargas tóxicas que tendrán un efecto en nuestra salud tarde o temprano. Dosis pequeñas durante periodos más o menos largos pueden ser muy nocivas. En otros números de The Ecologist ya hemos elaborado reportajes sobre productos como el aspartamo, por ejemplo. Pero el problema es que la contaminación alimentaria está en todas partes. Salvo en los alimentos “bio”

alimento bio de temporada

“BIO” EN LOS HOSPITALES
En un acuerdo entre MedAssets y UNFI (United Natural Food Incorporated), publicado recientemente, se establece la posibilidad de que los hospitales de EE.UU. compren alimentos biológicos en un futuro.
UNFI es el mayorista de alimentos biológicos más importante, con acciones cotizadas en bolsa. Este acuerdo es el primero de esta categoría entre uno de los compradores principales del sistema sanitario como es MedAssets y un mayorista ecológico de alimentación, lo que demuestra la demanda creciente de alimentos saludables. Esto se debe, además, a que informes de todo tipo promueven la idea de que los alimentos ecológicos ayudan a restablecer más rápidamente la salud entre personas operadas, enfermas, tratadas con terapias muy agresivas… La práctica que se anticipa en USA debería ser una constante también en España, Europa y en todo el planeta. También las embarazadas, los bebés y los niños, así como los ancianos, deberían tener una dieta muy ecológica y equilibrada, ya que son colectivos muy vulnerables a la exposición a determinados productos químicos presentes en alimentos de mala calidad. De la misma manera, hay que incluir los alimentos ecológicos, con toda urgencia, en las guarderías, en los caterings de los comedores escolares, en los centros públicos, en las maternidades… También, en la docencia. Los profesores deben informar sobre nutrición en las escuelas. Todo lo relacionado con la agricultura ecológica debe ser una realidad aplastante en la sociedad, y no al revés. Sin alimentación sana no puede haber sociedad ética.
MUCHA MÁS SEGURIDAD
Los alimentos producidos en sistemas ecológicos tienen mayor seguridad alimentaria, calidad biológica, nutricional y organoléptica que los alimentos convencionales, como muestran ya un importante número de investigaciones, contribuyendo de esta forma en gran medida a preservar la salud pública. Los estudios con seres humanos y con animales alimentados con productos ecológicos demuestran efectos reales sobre la salud, y las terapias alternativas del cáncer han logrado buenos resultados basándose en el consumo exclusivo de alimentos orgánicos(Independent Science Report, 2007). Las terapias nutricionales del cáncer buscan evitar en lo posible contaminantes y toxinas, y promueven el consumo exclusivo de alimentos orgánicos y aumentos en la ingesta de nutrientes. Estudios de alimentación animal también demostraron mejor salud reproductiva, mejor crecimiento y mejor recuperación ante enfermedades.”
Por otro lado, una investigación en la Universidad de California se ha centrado en los tomates y han analizado la composición de distintas cosechas de los dos tipos (ecológica y convencional) a lo largo de 10 años. Los resultados han sido demoledores y han demostrado que los ecológicos tienen entre un 79 y 97% más de flavonoides, quercitina y camferol que los convencionales. Y sabemos que el consumo de estas sustancias está relacionado con una incidencia menor de enfermedades cardiovasculares, deterioro cerebral y cáncer. “Cada día la gente es más consciente de que al comprar productos ecológicos (que todos sabemos que son más caros… lo que estamos haciendo es ahorrar porque estamos comprando salud, por lo que a la larga sale barato. Son elementos más saludables, ricos en nutrientes, mucho más sabrosos y protegen nuestra salud”, ha dicho el naturópata y osteópata Facundo Vergara.

Redacción BIOSELECTA

Tags | , , , , ,